• Inicio
  • Blog
  •   Cómo facilitar el reconocimiento de deuda

MisAbogados Blog


Cobranza |

LÉELO EN 5 MIN.

Cómo facilitar el reconocimiento de deuda

Abogado UDP especialista en cobranzas y causas civiles

Pasante durante 2014 en el estudio jurídico “Cooper & Co” desarrollando labores de procurador, especializándose en tramitación de causas civiles, ejecutivas, laborales, familia en general, inscripciones en Conservador de Bienes Raíces y gestiones corporativas. Durante 2017 trabaja en Gestión Financiera (GESFIN), entre sus funciones tuvo que gestionar y tramitar cobranzas en carteras masivas. El mismo año, pasa a formar parte de MisAbogados.com donde tramita causas de cobranza, incumplimientos contractuales, prescripción de derechos municipales y otros como acción y excepción, ejecución promesas de compraventa, redacción y revisión de contratos, juicios de precario, de arrendamiento y trámites ante Instituciones públicas.

Reconocimiento de deuda
  

06 de febrero 2018

Si piensas que llevar a juicio a tu deudor es suficiente para lograr que te pague lo que te debe, piénsalo otra vez.

Sucede que un deudor que es citado a confesar deuda puede no reconocer deuda ante tribunales o alegar que la firma es falsa si el monto adeudado aparece en un documento privado sin valor de escritura pública o validez legal (cheques, letras o pagarés) que no esté con la firma de notario.

Si no hay reconocimiento de deuda, te espera un largo procedimiento mediante un juicio ordinario en tribunales para comprobar que existe deuda.

Esto te obligará a gastar recursos y tiempo que no tenías presupuestados.

Así que anticípate y adopta las siguientes medidas para que nadie cuestione el dinero que te debe:

Documentar y acreditar la firma

Si dentro del plazo de tres días desde que es citado a confesar, el deudor alega que la rúbrica es falsa, como acreedor debes probar la autenticidad de la firma ante un juez. Si la resolución es a tu favor, puedes presentar un juicio de cobro de deuda o juicio ejecutivo, que obligará al deudor a pagar.

No te quedes solo con el documento donde aparece la firma y la cuenta por pagar de tu deudor. 

Para acreditar la firma, formaliza la firma del documento mediante un sistema digital de calendario (agenda electrónica), saca fotos del momento y asegúrate de que haya una retroalimentación posterior en la que la persona confirme que firmó, y que fue de mutuo acuerdo y libre de presiones.

Notarizar y guardar copia de todo

Reúne todos las facturas, contratos, cheques, letras o pagarés vigentes que no estén firmados ante notario, y notarízalos. Y asegúrate de guardar una copia digital además de la que quedará en la notaría.

También guarda copias físicas de facturas, instrumentos privados de reconocimiento de deuda o correspondencia firmada, es decir, todos los documentos en los cuales quede registrado el cobro pendiente.

Para iniciar un juicio ejecutivo, deberás presentar la copia del cuadriplicado del cobro efectivo. Es la única copia a la cual la ley otorga valor de título ejecutivo. Las otras copias del cobro sirven para juicios ordinarios.

Revisar la caducidad de la deuda

Las acciones judiciales para cobrar una deuda tienen un plazo determinado por ley; hasta 3 años para las acciones ejecutivas y hasta 5 para las ordinarias. Por ejemplo:

  • Las acciones ejecutivas de pago de deuda que surgen de un cheque, letra y pagaré solo tienen vigencia de 1 año.
  • Las facturas prescriben en 5 años.

En tanto, algunos documentos pierden eficacia o valor porque caducan antes de ser cobrados. Tal es el caso de los cheques, que vencen dentro de 60 o 90 días, dependiendo del giro. Mientras, las letras o pagarés vencen únicamente cuando son A la Vista y no se presentan a cobro dentro de 1 año desde que fueron aceptados o suscritos.

Sacar provecho de la factura electrónica

En el caso de una deuda comercial, para que una boleta o factura pueda ser cobrada mediante juicio, debe cumplir con los siguientes atributos:

  • Que no haya sido reclamada.
  • Que su pago sea exigible y que la acción de cobro no esté prescrita.
  • Que detalle el recibo de mercaderías entregadas o el recibo de servicios prestados, indicando el recinto o la prestación del servicio que corresponde.

Para ahorrar confusiones o malos entendidos, saca provecho de la validez legal y confianza de la información que entrega la boleta de honorarios electrónica y la factura electrónica.

Ambos documentos de compraventa son válidos ante el Servicio de Impuestos Internos (SII). En el caso de la factura digital, reemplaza a las facturas tradicionales de papel, así como las notas de crédito, notas de débito y guías de despacho.

Conclusión

Siempre está la posibilidad de que el deudor no reconozca su deuda, por muchos papeles que acrediten lo contrario o todas las facilidades que le entregues para que pague a tiempo. Si estos documentos no cuentan con la firma del notario, es más difícil usarlos como prueba de que existe un pago pendiente.

Por ende, prepara con anticipación el proceso de cobranza. Documenta todo el proceso de cobro y pago. Evita malos entendidos registrando todas las veces que solicitas el pago de tu deuda.Deja todo por escrito y notarizado de ahora en adelante para evitar nuevos malos entendidos. Y nunca inicies un juicio ejecutivo cuando la deuda está por vencer.

No obstante, si continúas teniendo problemas de cobranza, evalúa contratar nuestra asesoría legal que te ayude a organizar el cobro de la deuda pendiente, o bien terceriza el servicio a una empresa de cobranza.

 

Por Victor Arroyo
Abogado UDP especialista en cobranzas y causas civiles

Pasante durante 2014 en el estudio jurídico “Cooper & Co” desarrollando labores de procurador, especializándose en tramitación de causas civiles, ejecutivas, laborales, familia en general, inscripciones en Conservador de Bienes Raíces y gestiones corporativas. Durante 2017 trabaja en Gestión Financiera (GESFIN), entre sus funciones tuvo que gestionar y tramitar cobranzas en carteras masivas. El mismo año, pasa a formar parte de MisAbogados.com donde tramita causas de cobranza, incumplimientos contractuales, prescripción de derechos municipales y otros como acción y excepción, ejecución promesas de compraventa, redacción y revisión de contratos, juicios de precario, de arrendamiento y trámites ante Instituciones públicas.

Deja un comentario