MisAbogados Blog


Cobranza |

LÉELO EN 3 MIN.

Citación a confesar deuda

Abogado UDP especialista en cobranzas y causas civiles

Pasante durante 2014 en el estudio jurídico “Cooper & Co” desarrollando labores de procurador, especializándose en tramitación de causas civiles, ejecutivas, laborales, familia en general, inscripciones en Conservador de Bienes Raíces y gestiones corporativas. Durante 2017 trabaja en Gestión Financiera (GESFIN), entre sus funciones tuvo que gestionar y tramitar cobranzas en carteras masivas. El mismo año, pasa a formar parte de MisAbogados.com donde tramita causas de cobranza, incumplimientos contractuales, prescripción de derechos municipales y otros como acción y excepción, ejecución promesas de compraventa, redacción y revisión de contratos, juicios de precario, de arrendamiento y trámites ante Instituciones públicas.

citación-a-confesar-deuda
  

19 de diciembre 2014

Si has recibido una citación a confesar deuda mediante una resolución del tribunal, junto a una carta firmada por una empresa de cobranza generalmente, este artículo de MisAbogados.com te ayudará a entender de qué se trata esto. 

Si necesitas ayuda para cobrar una deuda, escríbenos aquí para ayudarte 

¿Qué es la citación a confesar deuda?

En términos simples esta diligencia judicial está destinada al acreedor que no tiene un título ejecutivo, para que cree uno y así pueda demandar su crédito en un juicio ejecutivo.

 

Citación a confesar deuda y actitudes que se pueden adoptar

La persona que es objeto de una citación judicial a confesar deuda judicialmente puede adoptar una de las siguientes actitudes:

  1. Comparecer al tribunal, y confesar la deuda, en este caso se tendrá por preparada la vía ejecutiva y el gestor de la citación, contará con un Título ejecutivo perfecto para iniciar un juicio ejecutivo y así hacer efectivo el cumplimiento de la deuda;
  2. Comparecer al tribunal y negar la deuda, en cuyo caso, terminará de inmediato la gestión y el acreedor no contará con un título ejecutivo para iniciar un juicio ejecutivo.
  3. Comparecer al tribunal y dar respuestas evasivas, en este caso, el acreedor podrá solicitar que se tenga por confeso al deudor y preparada la vía ejecutiva en virtud del apercibimiento del artículo 435 inciso segundo del Código de Procedimiento Civil.
  4. No comparecer al Tribunal, en este caso, el igual que el anterior, el gestor de la medida, podrá solicitar al tribunal que tenga por confeso al deudor y por preparada la vía ejecutiva en virtud del apercibimiento del artículo 435 inciso segundo del Código de Procedimiento Civil.

También podría interesarte: Cobro de obligacionesPros y contras de la repactación de deudasHerencia de deudas y Deuda en el pago del arriendo

Negación a confesar deuda

Si es citado judicialmente a confesar la deuda y la niega, deberán demandarte en un juicio ordinario para probar la existencia de la deuda misma que pretenden que confiese, es decir, que reconozca. En ese juicio, podrá invocar todos los argumentos que tenga a su favor, como la prescripción o abonos que haya efectuado a la deuda original. La recomendación general aquí es que antes de adoptar cualquier decisión siempre consiga asesoría de un abogado experto.

Si necesitas ayuda para cobrar una deuda, escríbenos aquí para ayudarte.

 

Por Victor Arroyo
Abogado UDP especialista en cobranzas y causas civiles

Pasante durante 2014 en el estudio jurídico “Cooper & Co” desarrollando labores de procurador, especializándose en tramitación de causas civiles, ejecutivas, laborales, familia en general, inscripciones en Conservador de Bienes Raíces y gestiones corporativas. Durante 2017 trabaja en Gestión Financiera (GESFIN), entre sus funciones tuvo que gestionar y tramitar cobranzas en carteras masivas. El mismo año, pasa a formar parte de MisAbogados.com donde tramita causas de cobranza, incumplimientos contractuales, prescripción de derechos municipales y otros como acción y excepción, ejecución promesas de compraventa, redacción y revisión de contratos, juicios de precario, de arrendamiento y trámites ante Instituciones públicas.

Deja un comentario