MisAbogados Blog


Derecho Penal |

LÉELO EN 10 MIN.

Defensoría penal pública

Defensoría penal pública
  

19 de diciembre 2014

Conozca más sobre la Defensoría Penal Pública acá, organismo encargado de proporcionar defensa penal a quienes no tienen un abogado.

(Véase más en estándares de defensa penal)

Qué es la Defensoría Penal Pública

La Defensoría Penal Pública es un servicio dotado de personalidad jurídica y patrimonio propio, sometida a la supervigilancia del Presidente de la República a través del Ministerio de Justicia. Esta institución fue creada para proporcionar defensa penal a los imputados o acusados por un crimen, simple delito o falta que carezcan de abogado, asegurando de esta manera el derecho a defensa. Es decir, a través de la Defensoría Penal Pública se garantiza el derecho de las personas a contar con un abogado defensor.

La prestación de los servicios se hace a través de abogados que forman parte de la institución y de abogados privados, contratados a través de licitaciones.

La Defensoría realiza sus acciones bajo el lema “Sin defensa, no hay justicia”. Esta frase grafica la intención de la Defensoría Penal Pública, en su conjunto, porque cada defensor debe velar por su cliente, para que se apliquen plenamente los principios del proceso penal: que todo imputado sea tratado como inocente; que esté garantizado el juicio previo; que éste cuente con igualdad de fuerzas para sostener su punto de vista frente a las imputaciones que se le formulan; y que, cuando corresponda, se le aplique una sanción justa.

Es así como cada defensor se compromete a representar judicial y extrajudicialmente a su imputado en todas las actuaciones y audiencias hasta la completa ejecución de la sentencia; a realizar visitas a la cárcel para entrevistarse con su defendido; a efectuar y solicitar diligencias pertinentes a la defensa; a solicitar las pericias que se requieran; y a atender a los familiares para los fines de la defensa.

La defensa penal que presta la Defensoría Penal Pública será gratuita, excepto para quienes cuenten con recursos económicos, los que deberán pagar todo o una parte del servicio. Los adolescentes –mayores de 14 y menores de 18 años– no pagarán el servicio, cualquiera sea su situación económica.

Para cumplir su labor, la Defensoría Penal Pública atiende a quienes requieran de sus servicios en todo Chile, a través de sus Defensorías Regionales. Para ello cuenta con una dotación cercana a las 600 personas, de las cuales 145 son defensores de la institución y más de 300 abogados privados con los que mantiene contrato a través de licitaciones públicas.

Objetivos estratégicos de la Defensoría Penal Pública

La Defensoría Penal Pública tiene los siguientes objetivos estratégicos:

- Asegurar la cobertura nacional del servicio de defensa penal pública a través de defensores locales institucionales y defensores licitados.
- Mejorar continuamente la calidad de las prestaciones del servicio de defensa penal pública a través de los instrumentos de apoyo y control a la gestión de defensa.
- Fortalecer la difusión del rol de la Defensoría Penal Pública a la comunidad, en el marco sistema de justicia criminal, a través de la gestión del conocimiento y su política comunicacional.

 

Los estándares de defensa penal pública son normas para que los defensores penales públicos desempeñen su función de acuerdo con parámetros de actuación que buscan maximizar los derechos e intereses de los beneficiarios del servicio, proporcionando una asesoría jurídica de alta calidad.


También puede interesarte: ¿En qué se especializa un abogado penal? y Fiscalía


Clasificación de estándares de defensa penal pública

La nueva regulación de los estándares de defensa penal pública los clasifica en tres grandes grupos:

1. Aquellos que tienen que ver con la competencia profesional de los defensores

2. Los que se refieren a la relación entre el defensor y su cliente

3. El estándar que regula la correcta y adecuada gestión administrativa de las causas.

Destaca dentro de esta nueva normativa la creación de la defensa especializada de adolescentes, que regula las obligaciones que deben cumplir los defensores de acuerdo con los requisitos y exigencias que se imponen por la legislación específica en esta materia, tanto en el desarrollo de la investigación y el juicio como en la etapa de ejecución de la sentencia.

Los estándares, sus objetivos y metas, deberán ser cumplidos por todos los defensores locales, licitados o contratados.

Estándares de la defensa penal pública: Estándares de la competencia profesional del abogado en las actividades de defensa

Dentro de los estándares de la defensa penal pública, se encuentran aquellos que debe cumplir el abogado cuando defiende y son:

1. Estándar de la defensa:

a. El defensor resguarda en todo momento los intereses de los imputados, proporcionando una asesoría jurídica técnico penal adecuada, relativa al caso.

b. El defensor estructura la labor de defensa en conformidad con la voluntad y decisión que adopta el imputado.

c. El defensor es diligente en la defensa de imputados.

d. El imputado no debe estar sometidos a una investigación más allá del tiempo estrictamente necesario.

e. Todas las actuaciones que deba realizar el defensor son preparadas adecuadamente.

2. Estándar de la libertad:

a. El defensor realiza las actividades necesarias para que los imputados no sean sometidos a restricciones de libertad arbitrarias ni ilegales.

b. El defensor verifica que la detención se haya efectuado conforme a derecho.

c. El defensor verifica que las medidas cautelares sean impuestas y ejecutadas conforme a derecho.

d. El defensor se ocupa que la condena se imponga y ejecute de acuerdo a la ley.

e. El defensor de un adolescente vela, además, porque la privación de libertad se aplique como medida de último recurso, durante el período más breve que proceda y con los resguardos especiales que señala la ley.

3. Estándar de la prueba:

a. El defensor o defensora se ocupa que la prueba se produzca resguardando los intereses, derechos y garantías de la imputada y de imputado.

b. El defensor o defensora procura reunir prueba propia a favor de su representado.

c. El defensor se ocupa que la prueba de cargo sea legítima en su obtención y correcta en su utilización durante todas las etapas del proceso.

d. El defensor verifica los presupuestos de una correcta audiencia de preparación de juicio oral.

e. El defensor prepara adecuadamente la prueba a rendir en el juicio oral y vela por su correcta incorporación en éste.

4. Estándar de los recursos:

a. En los recursos, el defensor asesora técnicamente, respeta la voluntad del imputado y protege sus derechos, garantías e intereses.

b. El defensor recurre a las resoluciones judiciales cada vez que sea procedente, según criterio técnico, y acorde con la voluntad e intereses del imputado.

c. El defensor está atento a la interposición y tramitación de los recursos de los demás intervinientes.

5. Estándar de la defensa especializada de adolescentes:

a. El defensor ejerce la defensa penal pública de un adolescente de acuerdo con los conocimientos, coordinaciones y destrezas especiales que exige la Ley, en materia de defensa penal de adolescentes.

b. El defensor o defensora invoca en sus argumentaciones la normativa nacional e internacional, la doctrina y la jurisprudencia relativa a los adolescentes, así como otros conocimientos propios de la defensa de adolescentes infractores de ley, que sean pertinentes al caso.

c. El defensor conoce la oferta y características de las distintas salidas alternativas y sanciones penales de adolescentes, procurando que se aplique la que mejor favorezca el interés manifestado por el imputado.

d. El defensor se coordina con los profesionales de apoyo a la gestión de la defensa de adolescentes con que cuenta la institución u otros organismos relacionados, para otorgar defensa de calidad a sus representados.

6. Estándar de la defensa de adolescentes condenados:

a. El defensor, designado para estos efectos por la Defensoría, presta defensa al adolescente durante la ejecución de la sanción penal impuesta.

b. El defensor protege los derechos del adolescente condenado y vela por la legalidad de la ejecución.

c. El defensor es diligente en la solicitud de sustitución y de remisión de condenas, según los intereses y voluntad del adolescente.

Estándares de defensa penal pública: Estándares relativos a la relación del defensor con el cliente

Dentro de un segundo grupo de estándares de defensa penal pública que deben cumplir los abogados están aquellos relativos a la relación del defensor con el cliente y son los siguientes:

1. Estándar de la información:

a. El defensor siempre mantendrá informado al imputado del estado del proceso, la estrategia de defensa y de los derechos y deberes que le asisten mientras esté sujeto a persecución penal. Para esto, tendrá entrevistas con su cliente.

b. El defensor mantiene informado al imputado del estado del proceso, de la investigación y las eventuales consecuencias jurídicas y fácticas de la persecución penal iniciada en su contra, así como de la estrategia de defensa.

c. El defensor mantiene informado al imputado de sus derechos y obligaciones dentro del proceso penal.

d. El defensor se entrevista con el imputado o su familia desde que la causa se le asigna.

e. El defensor da a conocer con claridad al imputado o imputada la formulación de cargos que se atribuyen en su contra y sus posibles consecuencias en las diversas etapas procesales.

2. Estándar de la dignidad del imputado e imputada:

a. El defensor debe brindar un trato digno y respetuoso al imputado y a sus familiares y procura que los demás intervinientes otorguen a su defendido el mismo buen trato, en todas las etapas del proceso.

b. El defensor brinda siempre un trato cortés y respetuoso al imputado o imputada y la familia de los mismos.

c. El defensor procura que los demás intervinientes del proceso brinden un trato cortés y respetuoso al imputado o imputada en todas las etapas del proceso.

Estándares de defensa penal pública: Estándar relativo a la gestión administrativa de las causas

Finalmente, dentro de los estándares de defensa penal pública se encuentra aquel relativo a la gestión administrativa de las causas llamado “Estándar de la gestión del defensor” y se caracteriza por lo siguiente:

a. El defensor es eficiente en la gestión de la defensa penal pública.

b. El defensor mantiene completa la carpeta del caso que no es terminado en la primera audiencia.

c. El defensor se ocupa que el sistema informático de la Defensoría Penal Pública refleje fiel y oportunamente todos los eventos que se verifican en la causa, así como los datos de imputados, la naturaleza, estado y características de las investigaciones y su término.

d. El defensor cumple con los protocolos de delegación de gestiones o audiencias de causas en trámite, de traspaso, derivación y entrega de causas terminadas y cualquier otro instructivo que dicte el Defensor Nacional.

Los estándares de defensa serán exigibles a todos los prestadores de defensa penal pública, independiente de la fuente de su contratación, y serán controlados mediante auditorías externas e inspecciones.

Si siente que los estándares de defensa penal pública no están siendo cumplidos por el defensor a cargo de su causa, en MisAbogados.com, llene el formulario describiendo el problema que tiene y un abogado experto en el tema lo contactará.

Deja un comentario